fbpx
No se requieren defensores de intereses individuales: Proyecto Artemisa

#25N

Nov. 26. 2020. 09:47
  |  
Redacción IDI Media
Redacción IDI Media

PUNTO DE ENCUENTRO / Por: Marisela López Díaz

“Lo preocupante no es la perversidad de los malvados, sino la indiferencia de los buenos”

Martin Luther King

Esta semana se recordó oficialmente el “Día Internacional de la eliminación de la violencia contra las mujeres”, de acuerdo a Amnistía Internacional (AI) nuestro país vive una violencia incontenible contra las mujeres, incluso señalan en este contexto que el Estado mexicano ha sido incapaz de contener la violencia contra las mujeres.

De manera oficial se reconoce que en lo que va de la presente administración federal se tienen registrados 12 mil casos de mujeres desaparecidas de las cuales según sus reportes casi 4 mil no han sido localizadas.

A ello le añadimos el uso excesivo de la fuerza, las detenciones arbitrarias y agresiones sexuales efectuadas por corporaciones policiales que han sido una constante especialmente en las manifestaciones de mujeres registradas en diversos estados como: la Cuidad de México, Estado de México, Guanajuato, Cualiacán, Chihuahua y recientemente Cancún.

Sin embargo, lo que ha sido una realidad es que la administración de López Obrador, desde su llegada al gobierno ha sido omiso en la atención a las mujeres en todos los rubros, especialmente en materia de seguridad, más allá de fortalecer al Instituto Nacional de las Mujeres (INM), hace unos meses se aprobó un ajuste para reducir el 75 por ciento del presupuesto que ejercería este año dicho organismo, por lo que lo dejó a un más limitado en su actuación frente a la problemática de violencia contra las mujeres en el país.

Si a esto le sumamos la actitud que ha asumido el primer mandatario y la encargada de la política interna del país, Olga Sánchez Cordero, de no reconocer que una de las causas en el incremento de los feminicidios es la falta de una política de Estado integral a este sector y la implementación real de mecanismos para atender las problemáticas.

Por el contrario, lo atribuyen a la falta de valores sociales, lo cual si bien puede ser un factor, el Estado también ha sido omiso en su atención y en velar por la seguridad social, política y moral de las mujeres.

Ante ello, la cuarta transformación y el partido en el poder han priorizado su atención en el tema electoral y no en la solución de esta y otras problemáticas nacionales. Lo que no saben es que la indiferencia también es un virus que se propaga lentamente hasta matar.

Compartir en: