fbpx
Fuerzas de Centralismo y Descentralización en un Estado

Fuerzas de Centralismo y Descentralización en un Estado

Feb. 20. 2019. 19:50
  |  
Santiago Roel Rodríguez
Santiago Roel Rodríguez
Compartir

Como en la vida, una economía y una política sanas son el resultado de fuerzas positivas que reparten el poder entre la población. Un país en donde todos pueden beneficiarse con su ingenio y su trabajo, es un país fuerte. Un país en donde unos cuantos pueden beneficiarse a costa de otros, es un país débil.

Un país país totalmente descentralizado es incapaz de brindar los servicios y garantías mínimas a la población, un país demasiado centralizado puede ahogar a la población. Hay centralización positiva y negativa, hay descentralización positiva y negativa.

¿Qué estamos fortaleciendo o debilitando en México? ¿Cuál es el ánimo de la población? ¿Se está cumpliendo o vamos en retroceso?

Centralización positiva : Instituciones nacionales fuertes.

Ejemplos:

– Estado de derecho, seguridad jurídica
– Libre tránsito 
– Respeto a la propiedad privada
– Respeto a la propiedad intelectual
– Seguridad 
– Infraestructura y comunicación
– Democracia 
– Buenos servicios públicos

Centralización negativa: Gobernantes y élites fuertes. 

Ejemplos:

– Mono-partidismo
– Presidencialismo
– Concentración de poder en las personas no en las instituciones. 
– Militarización 
– Economía de compadres
– Monopolios públicos
– Monopolios privados
– Elecciones a modo

Descentralización positiva: Reparto del poder político y económico. 

Ejemplos:

– Comercio internacional
– Tratados internacionales
– Pluralismo
– Capacidad de defensa ante el Estado. 
– Poder judicial fuerte e independiente del Ejecutivo 
– Parlamento o congreso plural
– Derechos de minorías
– Medios de comunicación independientes
– Internet libre 
– Redes sociales
– Cámaras empresariales
– Sindicatos democráticos 
– Sistema educativo de calidad
– ONGs

Descentralización negativa: Se destruye el Estado de derecho. 

Ejemplos:

– Caciquismo
– Sindicatos como cotos de poder
– Regionalismo excesivo
– Atomización de partidos sin interés o acuerdos nacionales.
– Crimen organizado
– Economía de compadres a nivel local
– Corrupción