fbpx
Desconfían expertos en la nueva Guardia Nacional

Desconfían expertos en la nueva Guardia Nacional

Nov. 29. 2018. 13:01
  |  
Rodrigo Caballero Díaz
Rodrigo Caballero Díaz

Morelia.- El abandono de las policías locales, la desarticulación de instituciones como el Estado Mayor Presidencial y la Policía Federal y el uso de militares y marinos para conformar la Guardia Nacional genera desconfianza entre expertos en seguridad pública.

Así lo expresaron tanto la maestra Angélica Garnica Sosa y el doctor Mario Arroyo Juárez, quienes participaron en el 3er Foro por la Seguridad de Michoacán denominado “Responsabilidades claras y acciones concretas” 

Angélica Garníca, especialista en seguridad y prevención social de la violencia y la delincuencia, aseguró que la creación de la Guardia Nacional va en contra de todas las lecciones que se han aprendido en los últimos dos sexenios de la ineficacia de las fuerzas armadas en labores de Seguridad Pública.

“Me da miedo ver cómo se va a conformar la nueva Guardia Nacional, lo digo en serio, porque sabemos que en la práctica una formación militar y una formación policiaca son totalmente distintas, eso ya lo sabemos desafortunadamente por la mala práctica”, dijo durante su ponencia.

La maestra en sociología aseguró que tanto la ciudadanía como los propios militares están desgastados con esta dinámica implementada en diciembre de 2006, cuando gradualmente las fuerzas armadas se fueron adueñando de la Seguridad Pública.

“Al final de foros como estos en los que he participado ha habido militares que se me acercan y me susurran ‘maestra sáquennos de las calles, nosotros sabemos que esa no es nuestra labor’”, aseguró la experta que trabaja el tema de seguridad en el municipio de Tlanepantla, uno de los más peligrosos del país.

Garnica Sosa señaló que solamente mediante la conformación de una policía civil que sea cercana a la ciudadanía se podrán reducir los índices delictivos y poco a poco construir un modelo de paz que sea duradero.

“La carrera policiaca es eso, es una carrera, como si fuera una licenciatura o una ingeniería, no podemos conformar una policía eficiente si cada seis años vamos a empezar de nuevo y si, de entrada, los perfiles no son los adecuados”, concluyó.

Modelo actual inútil

El doctor Mario Arroyo Juárez consideró que el principal problema de la propuesta de una Guardia Nacional es que no hay un rompimiento con el modelo de seguridad actual, una forma de combate a la delincuencia que ha demostrado ser inútil para reducir la delincuencia y la violencia en México.

El especialista en seguridad y política criminológica dijo que hasta el momento ningún gobierno ni federal ni los locales han creado una estrategia que en los hechos reduzca la violencia y brinde paz a la ciudadanía.

“A nivel internacional tenemos tres indicadores que te van a decir si tu gobierno o tu autoridad están trabajando de manera correcta: el primero es el número de delitos denunciados con carpetas de investigación, el segundo la tasa de victimización el número total de víctimas y el tercero la percepción de inseguridad; si esos tres indicadores no los bajas, entonces hagas lo que hagas no estás dando resultados”, lapidó.

Mario Arroyo como miembro ciudadano del Consejo Nacional de Seguridad (CNS) aseguró que en diciembre cada uno de los cinco representantes permanentes de la sociedad civil que participan emitirán una recomendación al gobierno entrante, tal y como lo hicieron en 2017 al saliente.

De manera particular dijo que criticará el abandono que han sufrido las policías municipales y estatales como principal herramienta para el combate a la delincuencia común y debido a su importancia en la tarea de proximidad social que implica el acercamiento con la ciudadanía.

Además del desmantelamiento de instituciones como el Estado Mayor Presidencial y la Policía Federal, esta última, dijo, nunca tuvo la oportunidad de desarrollarse de manera adecuada y no contó con las herramientas, la capacitación ni la voluntad política para ser una respuesta ante la crisis de seguridad pública que enfrenta el país.

Compartir: