Sequía devasta cientos de parcelas, campesinos culpan a freseros

Sequía devasta cientos de parcelas, campesinos culpan a freseros

Jul. 04. 2020. 23:37
  |  
Rodrigo Caballero Díaz
Rodrigo Caballero Díaz

Lagunillas.- “Si no hacen algo aquí va a correr sangre, estamos cansados de exigir que cumplan con lo que les pedimos y no nos hacen caso, la gente se está cansando y va a reaccionar”, increpó un campesino a las autoridades.

Así lo denunciaron campesinos de los municipios de Morelia, Lagunillas, Huiramba, Pátzcuaro y Tzintzuntzan, quienes llevan alrededor de dos años exigiendo que se regule el uso de los llamados cañones antigranizo en la región.

Fotografía: Rodrigo Caballero

A través del Movimiento de Campesinos, Amas de Casa, Ejidatarios, Jóvenes y Trabajadores en Defensa del Agua urgen que las autoridades pongan un alto a los productores de fresa y frutos rojos que provocan la falta de agua.

En una reunión que se realizó el viernes 3 de julio de 2020, los campesinos señalaron que este año no van a tener cosecha ya que cientos de parcelas se perdieron por la falta de lluvias dejando a miles de familias sin maíz ni frijol.

“Los que ni les llovió pues ni sembraron, está el suelo duro, pero uno que sí alcanzó a sembrar pues no sale la milpa, haga de cuenta que le invierte uno 20 mil pesos por hectárea en la semilla y el fertilizante y todo eso se pierde”

dijo Agustín, un productor de la región.

Esta zona del centro de Michoacán es productora de autoconsumo, es decir, que las parcelas apenas alcanzan a proveer de maíz y frijol para ellos mismos; además de especies forrajeras como avena, alfalfa y cebadilla para el ganado.

Fotografía: Rodrigo Caballero

“Yo tengo mis vacas, pero ahorita no tengo forraje, hay que comprar, pero no puede uno comprar porque no va a alcanzar el dinero si no hay maíz ni frijol, qué pasa, que mejor las vendo a lo que me den si no se me mueren”

dijo Joel, otro habitante de la región.

A cañonazos

Los trabajadores del campo aseguraron que desde hace tres años que llegaron empresas productoras de frutos rojos en la zona bajaron las lluvias debido al uso excesivo de los llamados cañones antigranizo que dispersan las nubes cargadas de agua.

Por una parte, los productores de fresa y frambuesa utilizan cañones de acetileno para impedir que se forme granizo en la zona provocando falta de lluvias y, por el otro, cada vez se cavan más pozos profundos para explotar los mantos acuíferos.

“Nosotros no tenemos dinero para pozos profundos y los que pedimos no nos dan permiso, pero a los freseros sí les dan permiso, así que por arriba nos quitan la lluvia y por debajo nos roban el agua, ya es desesperada la situación”

aseguro Agustín.

Esta situación provoca que no haya suficiente agua para los cultivos de milpas tradicionales ni tampoco para recuperar los arroyos, lagunas, manantiales y presas de la región; lo que aseguran va a afectar a las ciudades de Morelia y Pátzcuaro a corto y mediano plazo.

“Ya estamos viendo que no se llena la presa de Cointzio, estamos viendo que se pierde el agua de Pátzcuaro, ahorita en la ciudad no nos hacen caso porque lo ven muy lejano pero deje que no haya agua en Morelia y aquí vamos a tener a la ciudad apoyándonos”

dijo Joel.

Más reuniones menos agua

En la reunión participaron los presidentes municipales de Huiramba, Alejandro García Serna, y la presidenta de Lagunillas, Macarena Chávez Flores y un enviado de la Secretaría de Medio Ambiente, Cambio Climático y Desarrollo Territorial (Semaccdet).

Las autoridades presentes en la reunión reconocieron las afectaciones del uso de cañones antigranizo en la región, sin embargo, hasta el momento no han accedido a removerlos, como parte de las demandas del pliego petitorio del movimiento.

Entre las demandas están el cese definitivo del uso de estos aparatos, que las autoridades municipales presenten una denuncia ante la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), reparación de los daños a las familias de campesinos y revisión de los permisos de los pozos profundos para comprobar su legalidad.

Fotografía: Rodrigo Caballero

Pero hasta el momento las autoridades no se han comprometido a cumplir con ninguna de las exigencias y ahora solicitaron que se vuelva a realizar otra reunión ahora en la ciudad de Morelia, donde además se exigirá la presencia de la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

“Nosotros llevamos tres años pidiendo que se nos atienda y en tres años no han hecho nada, los últimos dos años han sido lo peor, el año pasado nomás llovió como cinco veces, este año no ha llovido y ya se perdió la cosecha, el próximo qué van a hacer, porque si para el próximo seguimos en reuniones, en reuniones se nos va a ir el agua”,

concluyó Agustín.
Compartir en: