Requiere PRI cirugía mayor para enfermedad que parece terminal, pero no lo es.

Requiere PRI cirugía mayor para enfermedad que parece terminal, pero no lo es.

Ago. 03. 2018. 13:31
  |  
Idi Media Publicaciones
Idi Media Publicaciones
Compartir

Morelia, Michoacán.- Ulises Ruiz Ortíz, dirigente nacional de Democracia Interna, corriente nacional de oposición a las cúpulas del Partido Revolucionario Institucional (PRI), refirió que el partido requiere una cirugía mayor para una enfermedad que parece terminal pero que aún no lo es.

 

Y es que consideró, el tsunami de Morena fue potenciado por la imposición de candidatos durante los pasados procesos comiciales, en donde se dejaron de lado a los militantes y únicamente tomaron decisiones por parte de un grupo minoritario del Tricolor.

 

“Es tiempo de unidad, sí, pero conseguirla pasa por evitar la tentación del gatopardismo para cambiar para seguir siendo lo mismo; debemos asumir, todos los priístas, que los cambios deben ser de verdad y muy profundos”, sentenció el también ex gobernador de Oaxaca.

 

Aseveró, será necesaria la instalación de la Comisión de Reflexión propuesta por el ex dirigente nacional René Juárez Cisneros, sin embargo pidió enérgicamente que no se incluya en esta a los actores cercanos al actual presidente Enrique Peña Nieto, de tal suerte que el debate y la reconstrucción del partido se pueda dar de manera real y palpable.

 

Ante este panorama, hizo un llamado a todas las corrientes y tribus de oposición dentro del priísmo a que se sumen al llamado, de tal suerte que puedan expulsar de la toma de decisiones a las cúpulas que a su parecer han mantenido al partido secuestrado durante más de una década.

 

Por lo anterior adelantó que Democracia Interna realizará durante los próximos meses mesas de trabajo en la mayor parte de las entidades federativas, de tal suerte que se pueda estructurar una ruta incluyente en la reconstrucción del partido.

 

Hay que señalar que la actual dirigente nacional del PRI, Claudia Ruiz Massieu Salinas estará en el cargo únicamente hasta 2019, y anteriormente a su salida tendrá que convocar a Asamblea Nacional, de tal suerte que se pueda dar la reconfiguración de poderes en el partido.

 

De igual manera recordar que quien asuma la próxima dirigencia nacional del Tricolor en estará en el periodo de 2019 a 2023, por lo que le corresponderá a este las elecciones intermedios de 2021, donde además participará Michoacán.

 

Francisco Ramírez/IDI Media