fbpx
Continúan condiciones precarias de policías en Michoacán

Continúan condiciones precarias de policías en Michoacán

Jun. 04. 2019. 10:47
  |  
Rodrigo Caballero Díaz
Rodrigo Caballero Díaz
Compartir

Morelia.- Oficiales de la Policía Michoacán denunciaron las precarias condiciones de trabajo en las que laboran en las distintas regiones del estado debido a la falta de viáticos, equipo, armamento y hasta camas en donde dormir.

Varios policías consultados por IDI Media dieron su testimonio sobre esta situación ya que ni siquiera en los cuarteles regionales de la Secretaría de Seguridad Pública (SSP) hay las condiciones mínimas para trabajar.

Los oficiales quienes por temor a perder su trabajo prefirieron mantenerse en el anonimato- señalaron que desde la protesta que encabezaron el 29 de abril de 2019 ninguna de sus demandas ha sido cumplida, siendo la más importante el pago de un seguro de vida para los trabajadores de la SSP.

“Ya se está cumpliendo más de un mes desde que salimos a las calles a protestar, cuando el gobernador nos dijo que estábamos desestabilizando a su gobierno, pero aun así no resuelven los problemas, nos acusan de ser revoltosos pero nunca nos atienden en nuestras demandas”,

dijo uno de los oficiales consultados.

Durante los últimos días del mes de abril más de 5 mil policías encabezaron un paro en contra de la llegada del nuevo secretario, José Martín Godoy Castro, a quien acusan de haber promovido despidos de personal para acomodar a la gente que llegó con él de la extinta Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE).

Elementos de regiones como Zitácuaro, La Piedad, Apatzingán y Zamora reclamaron la falta de espacios dignos con camas para no tener que dormir en el suelo o pagar de su propio bolsillo la renta de cuartos en estas ciudades de Michoacán.

Tampoco se les otorgan recursos para viáticos cuando tienen que trasladarse a las 11 distintas regiones de la entidad y no cuentan con equipamiento, armas o municiones suficientes en caso de que tengan que enfrentarse al crimen organizado.

“La precariedad sí es muy fuerte y la verdad es que no se vale que los que estamos en la primera línea pues seamos los más desprotegidos, ya no por los delincuentes que nos llegan a agredir sino por nuestros jefes y mandos que no nos dan las condiciones necesarias para hacer nuestro trabajo”

aseguró otro oficial en entrevista.