fbpx

Comanja pierde los símbolos, y por tal, la sede del año nuevo Purhépecha

Oct. 25. 2021. 17:44
  |  
Redacción IDI Media
Redacción IDI Media

Por: Alejandra Jiménez García

Ante la falta de condiciones para el desarrollo de los trabajos correspondientes a la organización de la ceremonia de recepción y encendido del Fuego Nuevo ó Año Nuevo Purhépecha, el Consejo de Kurhikuaeri K”uinchekua (CKK), ha decidido retirar los símbolos correspondientes, y por tanto la sede a la comunidad de Comanja, perteneciente al municipio de Coeneo, donde, desde hace dos años se determinó se realizaría la próxima ceremonia.

De acuerdo a datos proporcionados a ésta redacción por miembros del Consejo, así como referentes de la propia comunidad, al momento de ser otorgada la nueva sede, dentro de la propia ceremonia que se realizó previa a la pandemia, se inició con la preparación y organización del grupo de cargueros de Comanja, sin embargo, tras la autoproclamación de dos grupos diferentes de “Cargueros Oficiales” al interior de la comunidad y toda vez que incluyó la participación de grupos políticos en una tarea cuyo objetivo es meramente cultural, imparcial y ajeno a toda ideología de carácter político, el Consejo ha tomado tal determinación que es irrevocable y cuyos símbolos que se resguardaban desde hace dos años debido a la contingencia sanitaria, ya se encuentran nuevamente en ésta comunidad de Capacuaro.

Una suceso que en los 39 años de celebración del Fuego Nuevo, se tuvo jamás; también se determinó que la máxima ceremonia de ésta región Purhépecha se realizará el próximo 1 de febrero y será en una reunión extraordinaria del Consejo de Kurhikuaeri K”uinchekua, que tendrá lugar en los próximos 15 días, cuando se determine la nueva sede.

Referentes de Comanja manifiestan enojo, inconformidad y vergüenza al asumir que una pugna entre particulares haya derivado en la cancelación de la sede para Comanja, que por varios años se había solicitado, señalando que el grueso de la comunidad no tomó parte por ninguno de los autoproclamados “cargueros”.

La Ceremonia del Año Nuevo Purhépecha es un acontecimiento que se remonta a épocas prehispánicas cuando se le rendía culto al dios Curicaueri, la deidad más antigua de quien provienen los purépechas. Habitantes de todos los puntos del estado se reúnen al caer la noche para ser testigos del “encendido del fuego”.

En el ritual, la flama del fuego nuevo se comparte de persona a persona como símbolo de fraternidad al ritmo de las pirekuas”, un canto tradicional purépecha considerado Patrimonio Inmaterial de la Humanidad por la UNESCO. La celebración de esta ceremonia en febrero corresponde a los movimientos astrales, cuando la constelación de Orión se encuentra a la mitad de su recorrido, dando inicio a una nueva etapa en el calendario de la cosecha.

Compartir: